Los millonarios discretos

Federico Tessore

En los años 90 dos profesores de economía de la Universidad Estatal de Nueva York llamados Thomas Stanley y William Danko estaban realizando un estudio sobre los niveles de riqueza en función del lugar de residencia.

Como es lógico ellos esperaban que los barrios más lujosos y caros tuvieran una mayor proporción de millonarios. Sin embargo, donde encontraron la mayor concentración de millonarios fue en los vecindarios de clase media.

Incrédulos, revisaron sus datos una y otra vez. Al confirmar que estaban correctos, decidieron buscar las causas de este aparente sinsentido.

Stanley y Danko descubrieron que la riqueza está más relacionada con la capacidad de ahorro y de invertir acertadamente estos ahorros, que con el nivel de ingreso bruto.

Esto se debe a que mientras las personas con ingresos más altos suelen ser también las que más gastan, la mayoría de los millonarios consiguen acumular su fortuna llevando estilos de vida discretos y austeros.

La lección que podemos aprender de este hallazgo es que casi cualquiera puede ser millonario, pero para ello se necesita una elevada capacidad de ahorro e invertir estos ahorros con inteligencia.

#LibertadFinanciera #Riqueza #Ahorro

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin